Entre comentarios que haciamos, surgio una pregunta; tal vez comun,pero llena de mil respuestas....¿Que si duelen los hijos?...
Yo como madre, te puedo decir... Nadie nos enseña a ser padres, y solo siendolo, entiendes el significado de la palabra HIJO...
Cuando aquel pequeño ser, sabes que esta incubado en un lugar de tu cuerpo, vives con el cuestionamiento de ¿que sentira?, ¿sabra lo que piensas?, ¿entendera lo que dices?... y con el desarrollo de el, comienzan los temores...-Al menos en mi caso, asi lo sentia- Me preguntaba tantas veces, si vendria bien, si saldria sin ninguna enfermedad. Cuando por fin lo tienes en tus manos lo primero que haces es besarlo, bendecirlo y darle gracias a Dios, preguntando a los doctores si esta bien de salud. Si llegase a enfermarse o llorar sin ninguna causa, tus nervios se crispan al no saber que hacer, al no saber que tiene. Algunas veces las pasaras en vela o durmiendolo en tu pecho por una congestion nasal -es doloroso sentir la despeseracion de ellos al no poder respirar- o aquella pequeña fiebre que te dejo con los ojos abierto toda la noche. Cuando comienzan a dar sus primeros pasos -estar al pendiente de que no se caega- pero por el descuido de unos segundos, tropieza y cae, al verlo te das cuenta que trae el rostro ensangrentado, y vuelves a sentir el dolor y la desesperadicion. Un dia, detras de aquella pelota, veras que sale el, aun cuando sus pequeñas piernas son tan cortas, pueden resultar veloces cuando lo quieres alcanzar y ver que a la par de su salida, exactamente en ese instante; un carro viene cerca, sientes una angustia enorme cuando pasa aquel momento... o en la vez aquella, que sin avisarte lo llevan a la tienda... te recorre la sensacion mas espantosa del mundo... y en tu mente giran miles de malos pensamientos...¿si habra pasado alguna gente mala y se lo llevo?, ¿si no lo vuelvo a ver?, ¿si no lo vuelvo a escuchar y a sonreir?, y cuando menos lo piensas esta detras de ti sonriendote, y no puedes hacer mas que abrazarlo y suspirar...

Siendo aun pequeño, disfruto de los momentos que pasamos juntos, eres mi adoracion, el mayor tesoro que tengo, me duele si tu llorar, soy feliz cuando ries, la mujer mas dichosa cuando me dices que me quieres... y aunque no te imagino transformado en un hombre... se que siempre estare al pendiente de lo que te pase... respetando tus limites...se que todos debemos aprender de la vida... mas los consejos de los padres, siempre son para bien nuestro.
¿Que si me dueles por ser mi hijo?... me dolera siempre que tu sufras...


This entry was posted on 12:17 p. m. and is filed under . You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.