Mi aspecto se volvio decante,
pero el alma lo esta mas...
Sin ganas y sin fuerzas,
ni siquiera de soñar...
Pues anoche al querer descansar,
y pensando que dormida
te podia olvidar...
Las palabras que dijimos
rezonaban en la mente...
obligandome a no poder dormir...

Un eco de preproche
me pedia olvidar...
dormir...
descansar...
ya no llorar jamas....
Pero lo que senti fue mas fuerte
y me torturo toda la noche...

No puedo negartelo,
llore como nunca...
pero prometo dejarlo en el pasado...
como siempre....

Un dia lo recordare...
y se que sonreire...
por lo niña que me siento
en este triste momento...


This entry was posted on 9:48 a. m. and is filed under . You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.