Loca y enferma de celos
me pude a andar tras de ti...
como gata que sigue al raton...
como tiburon a su presa...
como leon a su ciervo...

Te segui a todo lugar...
te segui como una fiera...
tratando de encontrar
el motivo del abandono...
de la falta de atencion...
del desamor...
de las palabras sin ternura...

De pronto...
la imagen que me detuvo...
fue la mas espantosa...
me vi frente a un espejo...

Era yo, por quien tu huias...
no soportabas mas mi celos...
ni mis gritos...
ni mis lagrimas...

Era yo quien te hacia daño...
quien te hacia querer escapar...
correr... huir...

Me converti en mi peor enemiga...
yo y nadie mas que yo...
hizo apartarte de mi...


This entry was posted on 5:39 p. m. and is filed under . You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.

2 comentarios:

    Darilea dijo...

    Los celos son malos compañeros en el amor.
    La confianza un hermoso servidor.
    Besitos :-)

  1. ... on 10:17 a. m.  
  2. spadelosviernes dijo...

    Llego saltando y me encuentro con hermosas palabras de amor. ¿Teñidas de desesperanza?
    De momento me quedo con:

    "Un pequeño beso humedo...
    te dejo hoy mi amor..."
    Besos

  3. ... on 1:21 p. m.